Product Description

Trapero Encabado

Los Traperos Encabados son traperos en los cuales la hilaza se sujeta a uno de los extremos de un cabo de madera redondo y lijado, mediante un alambre galvanizado, con la ayuda de dos puntillas. La longitud comercial del cabo de madera es 1,2 y 1,4 metros, y se fabrican según sea la exigencia del cliente. El peso de la hilaza del trapero va desde 200 hasta 500 gramos, según sea la aplicación del trapero. Al el extremo libre del cabo se fija una tapa con una grapa, la cual sirve para colgar el trapero después de su uso, y así facilitar el secado. Con el fin de mantener limpia la hilaza durante su distribución y exhibición, esta se cubre con una bolsa plástica pre-impresa, especificando la referencia, tamaño del trapero y datos de la empresa fabricante. La hilaza se fabrica con mezcla de algodón (80%) y poliester (20%) cardado y se retuerce en tres cabos.


Aplicaciones

Los traperos encabados se emplean para el trapeado, secado, encerado o brillado de pisos.


Características

  • Alta absorción
  • Alta resistencia de la hilaza
  • Cómodos de usar
  • Durabilidad
  • Materiales biodegradables
  • Cabos en madera a la vista y resistentes
  • Exactitud en el peso de la hilaza

Modo de empleo

Se recomienda lavar el trapero con agua y jabón o detergente antes del primer uso, con el fin de retirar el aceite natural del algodón; y así mejorar la absorción del producto.

Después de cada uso exprimir muy bien y dejar secar. No dejar los traperos en soluciones blanqueadoras, altamente alcalinas o ácidas, por más de 10 minutos; después de los cual se debe lavar con agua y jabón y enjuagar muy bien.


Precauciones

Como todos los productos fabricados con algodón crudo, se recomienda lavar antes del primer uso, para retirar el aceite absorbido por este, durante el proceso de desmotado. No dejar los traperos inmersos en soluciones blanqueadoras demasiado tiempo. El hacerlo conlleva a la degradación de los materiales del trapero.